¡Bienvenido!

¿Por qué apostar por incentivos de empresa como estrategia publicitaria?

Buenas amigos, otra vez por aquí, y esta vez abrimos post con una pregunta a la que por supuesto vamos a dar respuesta a lo largo de esta entrada...

 

Si buceamos un poquito por la historia de la publicidad, no está de más recordar al que se considera como el primer anuncio de la historia para comprobar que cualquier ocasión es buena para hacer publicidad. Data del año 3000 a.C, se encontró en la ciudad egipcia de Tebas y en él ponía lo siguiente: se ofrece una moneda de oro a quien encuentre un esclavo huído "y lo devuelva a la tienda de Hapú, el tejedor, donde se tejen las más hermosas telas al gusto de cada uno".

 

Ver regalos publicitarios

 

Sí, como este primer anuncio, cualquier excusa es perfecta para darnos a conocer, y los reclamos promocionales ofrecen un mundo de posibilidades para llamar la atención de los futuros clientes y de los consumidores. Y si pensáis que estos objetos publicitarios son de reciente creación, estáis muy equivocados. Tenemos que volver a nombrar al Antiguo Egipto para recordar su pasado, ya que los primeros regalos de empresa datan de esta época, en la que se entregaban estos objetos a las personas más importantes para ganarse su favor.

 

Llegando al sector comercial, podemos decir que fueron unas mochilas los primeros reclamos publicitarios. Y fue idea del impresor estadounidense Jasper Meeks, que las ofreció personalizadas con nombres de escuelas locales a una tienda de zapatos. Más tarde se le unió otro impresor y juntos comercializaron abanicos, calendarios y bolsas de canicas, entre otros, productos todos ellos marcados con nombres de empresas. Su éxito fue tal que en 1904 ya existían fabricantes de regalos de empresa, que se agruparon para crear la primera asociación comercial de este sector, la Asociación Internacional de Productos Promocionales. Desde entonces, han sido y son muchísimas las empresas y negocios que han decidido apostar por los reclamos publicitarios como técnica publicitaria... Coca Cola, de hecho, se puede considerar una de las marcas internacionales que más han apostado por este tipo de reclamos promocionales a lo largo de su historia.

regalos-originales-caja-metal-coca-cola-redonda

Todos estos datos no hacen más que subrayar el enorme potencial que han tenido, y que de hecho tienen, los reclamos publicitarios como estrategia de marketing. Y es que por mucha repercusión que tenga actualmente Internet como medio publicitario, los regalos promocionales nunca se quedarán obsoletos, ya que sus beneficios para la empresa y la marca son múltiples, como podrás observar a continuación con las cuatro ventajas más destacadas:

 

1. Son perdurables en el tiempo por poca inversión. Sin querer ofender al resto de soportes publicitarios, lo cierto es que la mayoría de las campañas publicitarias que no están protagonizadas por los regalos de empresa son costosas. Los artículos de merchandising son bastante económicos, y además, son muy eficaces gracias a que la publicidad no termina nunca. Es decir, si se le regala un bolígrafo personalizado a alguien, éste puede utilizar el bolígrafo las veces que quiera y siempre que quiera.

 

2. Influyen de manera muy positiva sobre la decisión de compra, sobre todo los regalos publicitarios en el punto de venta. Por ejemplo, pongámonos en el caso de que nosotros mismos nos encontramos en un supermercado y queremos comprar unos productos lácteos. Si no estamos muy convencidos y nos gustan varias marcas, ¿por cuál nos decidimos, por la que nos ofrece un regalo personalizado o por la que no nos da nada? La respuesta es muy fácil...

 

3. Fidelizan y aumentan la satisfacción del cliente. A todo el mundo nos gusta recibir un regalo, eso está clarísimo. Si el regalo viene de parte de una empresa, admitámoslo, nos gusta y mucho. Quienes los recibimos valoramos muy bien a la empresa, estableciéndose una relación emocional, además de la gran fidelización que se comienza a generar. Y es que, lo "gratis" siempre triunfa y los reclamos de empresa consiguen camuflarse como regalos cuando en realidad son publicidad.

 

4. Ayudan a generar una mayor popularidad de la empresa. Muchos de los regalos personalizados con los que se incentiva a consumidores y al público tienen un nivel de usabilidad grande, por lo que son frecuentemente utilizados por la persona que los recibe, quien, a su vez, constantemente visualiza la imagen de la empresa que ha personalizado el artículo. Gracias a ello, esa empresa será la primera con la que el usuario contacte en caso de necesitar servicios relacionados.

 

Y todas estas ventajas derivan en una que es fundamental para cualquier negocio: aumento de las ventas. Es el propósito imprescindible de las empresas, tanto que está escrito en letras mayúsculas en la mente de cada empresario, y seguro que le quitará el sueño a más de uno...

 

Si nunca has apostado por los regalos de empresa como protagonistas de acciones publicitarias, te invitamos a hacerlo. Cualquier momento es perfecto para llevar a cabo tu campaña de regalos promocionales.

 

Y hasta aquí nuestro post de hoy. Nos despedimos hasta la próxima.

Deja un comentario

Política de cookies

Nuestro sitio web utiliza cookies técnicas propias y cookies analíticas de terceros. Al continuar navegando por el sitio está aceptando el uso de las cookies mencionadas.